El ángel

10 f, 17

El segmento de plata

Por Manuel Montes Cleries         

        m.montescleries@telefonica.net

                                                                   Málaga 10 de agosto de 2017

El ángel

       En cada uno de los grupos en los que he tenido un mínimo de poder decisorio he intentado, y a veces conseguido, proclamar la figura del ángel del grupo; aquella persona que pone su empeño en hacer la vida más fácil a los demás.

 

     La RAE dice en su segunda acepción: Ángel;Persona a la que se le atribuyen cualidades que se consideran propias de los ángeles, como la bondad, la inocencia, la belleza, etc”.

 

Basándonos en esta descripción, esta noche vamos a homenajear y proclamar como “ángel de este rincón”  a una persona que cumple estos requisitos; al ángel de nuestros veranos en la playa. Se trata de una viuda de cierta edad que vive en nuestra vecindad desde hace casi una veintena de años. Los primeros diez nos llamaba la atención el mimo y el cariño con el que trataba a su marido impedido –otro tipo extraordinario del que en su día dediqué un segmento- y al mismo tiempo como se preocupaba de sus nietos y de los de todos los demás.

 

Falleció desgraciadamente Pepe, su marido, y Manoli, que así se llama nuestro ángel de hoy, se dedicó por entero a todos los demás. No hace grandes cosas, pero la felicidad nace de los pequeños detalles. Convoca cada tarde para la merienda a todos los niños (tropecientos) del bloque para merendar “los tradicionales bollitos de Manoli”, que así los denominan mis nietos. No se le escapa un cumpleaños. Te hace regalos “porque sí”, te llama en el invierno de vez en cuando, siempre está dispuesta a echar una mano o estar pendiente de un niño en la playa.

 

Un ángel, de los que pasan por la vida sin hacer grandes cosas, pero haciéndolas todas bien. Por eso se merece nuestra atención y respeto. Nunca será Vip, nunca irá a un programa de la tele a maleducar, pero habrá dejado amor por diestro y siniestro. Allá por donde pasa. Por Caritas y la parroquia en el invierno y por nuestra bendita playa en el verano. Manoli: eres la más grande; eres nuestro ángel.

 

           

             

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: