LA  BUENA NOTICIA DE MANUEL MONTES CLERIES

m.montescleries@telefonica.net

                                                                     Málaga 29 de febrero de 2016

PIOVE… PORCO GOVERNO

Este dicho italiano que busca culpar a lo gobiernos de todos los males, se puede complementar con el original de Cataluña: “carrer banyat… calaix eixut”, que más o menos quiere decir que, cuando llueve, se vende poco.

Finalmente han llegado las lluvias y el frío. No en demasiada cantidad, pero sí lo suficiente como para armar los atascos consiguientes y alguna que otra carrera bajo el chaparrón.

Hablando de chaparrones. No hace falta recurrir a los dichos italianos ni catalanes. No le podemos echar la culpa a la lluvia. Es que da vergüenza de ver como trapichean los políticos con nuestros votos, con nuestras necesidades y deseos. Tenemos una democracia tan pobre y tan cogida por los pelos que parece un reflejo de aquella película de Mario Moreno (Cantinflas), “Su excelencia” 1966. El discurso que pronuncia en el momento cumbre del film es aplicable a la situación actual española, europea y mundial.

Hace unos días escuchaba un dicho que nos representa a los españolitos de a pie: “Cuando dos elefantes se pelean, el que sufre es el pasto”. Los políticos se siguen pegando tortas en nuestra cara y encima se lo agradecemos. ¡Ya está bien! Que se repartan los cargos y nos dejen vivir.

La buena noticia de hoy nos llega con la semana blanca. He visto muchos niños por la calle con sus padres. Se han tomado un descanso los sufridos maestros y los abuelos… nos hemos hartado de nietos. Además el martes vuelven a recogerse en los colegios. Otra buena noticia. Volvemos a lo habitual. Con botas de agua, atascos y paraguas. Piove…

 

falsos

Anuncios

 

El segmento de plata

Por Manuel Montes Cleries m.montescleries@telefonica.net

Málaga 25 de febrero de 2016

Cuando un amigo se va

.

Una de las circunstancias que acompañan nuestra pertenencia al segmento de plata, es la de poner en práctica una de las obras de misericordia que más nos cuesta ejercer: acompañar a los amigos en su último viaje. Por eso, estas palabras que dan inicio a una famosa sevillana, se agolpan en nuestra memoria mientras repasamos la vida vivida y convivida con uno de nuestros mejores amigos.

 

Esta semana nos hemos visto sorprendidos por el fallecimiento de Juan Sintas. Lo mejor que puede reflejar el vínculo que me unía con Juan es que en su entierro algún familiar me presentaba como una especie de hijo adoptivo de él. Muchas personas me han manifestado su condolencia. Lo que agradezco. No se equivocaban. Compartiendo parte de mi vida con Juan -el hombre pegado a una libretilla en la que recogía sus tareas pendientes- he tenido mucha suerte. Al fallecimiento de mi padre, dos personas que también están ya con el Padre, Antonio Checa y Juan Sintas, se hicieron alternativamente cargo de mi cuidado y formación como profesional, como persona y, especialmente como cristiano.

 

Juan Sintas era un hombre de hablar poco y de escribir… casi nada. Él evangelizaba y, si hacía falta, también predicaba. Cuando tomaba una responsabilidad, lo hacía hasta el final. Sin aparecer en los medios, ni buscar protagonismo. Estaba ahí. Compartí con él penas y alegrías, enfermedades, marchas y llegadas de nuevos miembros a nuestras familias.

 

Se preocupaba de las maltrechas finanzas del Movimiento de Cursillos. No sé como, pero sacaba para adelante todos los proyectos. Los dos últimos: el libro de los 25 años (en el que por cierto no escribió nada pero lo hizo todo), y la dirección de la gestora del Movimiento de Cursillos en una etapa muy difícil. Ambas situaciones las bordó. Cuando hicimos el libro de los cincuenta años, sí que participó. Allí narró sus dificultades sufridas en su gran obra, con la que culminó su servicio a los demás; la creación del Apostolado Católico de Prisiones, que puso en marcha y que acompañó en sus primeros años; gestionó los encuentros pertinentes con las instituciones penitenciarias –de las que se ganó el respeto- y consiguió la formación de un gran equipo de voluntarios que, actualmente, continua su trabajo. Después propició la creación de la casa de acogida para los internos que salían de prisión y no tenían a donde ir. Otra de sus grandes aportaciones.

 

Cuando le despedía con un aplauso, recordé la primera frase que inculcó en mi mente hace casi cincuenta años: “el que dice que ama a Dios, al que no ve, y no ama a su hermano, es un embustero” y otra que me recalcó: “la fe sin obras, es una fe muerta”.

 

Gracias Juan. Me consta que ahora estás con el Padre. Desde ahí puedes cuidarme más que cuando desde aquí, tus últimos años en un carrito de ruedas, ya podías hacer poco. Ahora ya os podéis reunir aquellos que os encontrabais en un coche en la Plaza de la Constitución: los “tupamaros”, a los que una mañana os quisieron detener pensando que era una conspiración política. Aquí solo quedo yo de aquél grupo, pero sigo teniéndoos presente cada lunes a las ocho de la mañana. Por lo bajini canto con vosotros el “De colores”.

juan sintas

 

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                    LA  BUENA NOTICIA DE MANUEL MONTES CLERIES

m.montescleries@telefonica.net

                                                                     Málaga 22 de febrero de 2016

UNA AGUJA EN UN PAJAR

Si me dedicara a publicar la mala noticia de la semana –como hizo en su día mi amigo Enrique Iturriaga, a lo que desistió dado el exceso de contenidos- lo tendría cada día más fácil. La semanita, entre los dientes, los políticos, los juzgados, los banqueros, los restauradores, los nobles, las pateras y el Unicaja de baloncesto, dan para hincharse. Creo que he equivocado la vocación.

Buscar en estos tiempos una buena noticia es como revolver un pajar buscando una aguja. Aunque hay algunos, con tan mala suerte, que se pinchan con ella. No es mi caso. A lo que vamos. Hoy he decidido tomarme la vida a cachondeo. Me cuesta lo mismo y por lo menos sonrío.

En algunas ocasiones –desesperado como hoy- he recurrido a buscar en Internet las páginas dedicadas a las buenas noticias, para intentar ver la luz. Me encuentro con una que se llama “España, buenas noticias”. Me topo en su primera página con la siguiente noticia:

Aumento, reducción y elevación. La demanda de cirugía de senos continúa creciendo en España

   “El aumento de pecho es, junto con la liposucción, la intervención de cirugía estética más practicada en España según el último informe realizado por la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética”.

Las intervenciones de senos siguen a la cabeza en el ranking de las más demandadas por las mujeres españolas. Por razones diversas, el número de cirugías mamarias ha crecido en los últimos años, principalmente las de aumento de pecho o mamoplastia. Y es que alrededor de 18.000 españolas deciden aumentar el tamaño de sus senos cada año,…” “…que se concentran, sobre todo, en los tramos comprendidos entre los 18 y los 44 años…”. Firma el articulo la Clínica Rocío Vázquez, de Sevilla.

Una excelente noticia. Comer, no se si comeremos; respirar, no se si respiraremos, pero nuestras mujeres van a mejorar visiblemente su “tetamen” sin aguardar el cambio deseado por aquella inocente que esperaba le saliera “la teta del juicio”. Por otra parte, los hombres, también recurrimos cada vez más a lo que los antiguos llamaban “afeites”, cremas y tratamientos. De un artículo publicado por el Dr. Roberto Martínez en el digital Docsalud. Com el pasado diez de enero, extraigo los siguientes párrafos referidos a los hombres argentinos:

“Cada día son más los hombres que vencen sus tapujos y se animan a someterse a tratamientos y cirugías estéticas para mejorar su aspecto físico,  lo que antes la sociedad cuestionaba, ahora es interpretado como algo natural para el sexo masculino” “las cinco operaciones más demandadas por los hombres son: El implante capilar; liposucción de abdomen y cintura; reducción de las mamas; rinoplastia y tratamiento de las orejas y párpados”…

 

        Es decir, nos invitan a seguir el ejemplo de nuestros “asesores de imagen”: Belén Esteban y Quico Matamoros. El caso es parecer más que ser.

 

No les cobro nada por la noticia. Ustedes mismos.

 

evolución

 

 

 

El segmento de plata

Por Manuel Montes Cleries m.montescleries@telefonica.net

Málaga 18 de febrero de 2016

Aprender a pedir perdón en Chiapas

.

El viaje del Papa Francisco a Méjico nos está ofreciendo una sucesión de mensajes que están calando en el sentimiento y en la fe de muchos cristianos de buena voluntad que nos sentimos zarandeados por una serie de circunstancias que nos provocan, cuando menos, inquietud, desazón y desquiciamiento.

 

Los miembros de mi generación, los pertenecientes al “segmento de plata” hemos vivido lo suficiente para necesitar perdonar y ser perdonados. Cuando alguien te plantea una discusión o un desacuerdo trata siempre de manifestar que “la culpa la tiene el otro”. Otra frase muy utilizada es la de que “yo perdono, pero no olvido”. El caso es que en toda diatriba ambas partes siempre tienen algo de culpa y que el que perdona olvida. En caso contrario, ni olvida, ni perdona.

 

El evangelio, encima, nos dice claramente que tenemos que perdonar aunque tengamos toda la razón. Lo otro lo hacen “los gentiles”. El truco consiste en pensar que haría Jesús en nuestro caso y obrar en consecuencia, y, sobre todo, mirar nuestro interior con tranquilidad y descubrir la maravilla que es perdonar y ser perdonado.

 

Tengo la suerte de que, encima, no tengo memoria de las veces que me agravian y, aun más tengo “la suerte” de que “los otros” no dudan en recordarme mis errores. Por eso me ha venido muy bien la frase del Papa: “Tenemos que aprender a pedir perdón.”

 

Francisco, como siempre, ha predicado con su ejemplo; lo mismo que tantos miembros de la Iglesia que han devuelto bien por mal. En la leyenda negra de la conquista de América por los españoles, se nos habla de actitudes inapropiadas de los llamados evangelizadores del nuevo continente. Pero también es cierto –y se omite casi siempre- que Fray Bartolomé de las Casas a final del siglo XV y tantos franciscanos, jesuitas y miembros de otras órdenes religiosas, masculinas y femeninas, se esforzaron por transmitir la  evangelización pura a costa de su vida. Y siguen haciéndolo las generaciones de misioneros actuales. Tengo amigos sacerdotes en Venezuela que se juegan el pellejo cada día, por estar más cerca de los pobres y los marginados.

 

Los cánticos y oraciones de la Misa de Chiapas me han llegado al alma. En su idioma, con su aspecto maya, miles de fieles han cantado y contado que el Papa está con los pobres y que el mensaje de Jesús les puede liberar de una esclavitud de siglos ante la droga, el poder o el prestigio. Ese es el otro Méjico. Una parte pobre de un país rico dominado por el dios dinero. El Papa nos ha vuelto a enseñar a perdonar en Chiapas.

 

catolicos hispanos

 

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                    LA  BUENA NOTICIA DE MANUEL MONTES CLERIES

m.montescleries@telefonica.net

                                                                     Málaga 15 de febrero de 2016

ENCUENTRO EN CUBA

Allá por el año 1054 –parece que ha llovido, aunque no lo suficiente- las dos cabezas visibles de la Iglesia Oriental y la Iglesia Occidental de la época, se tiraron los trastos y decidieron excomulgarse mutuamente. Y hasta hoy “disgustados”. La decisión de aquellos iluminados por los diversos concilios, en los que se discutían temas de interpretación de los evangelios y las decisiones de los teólogos del siglo XI, dio paso a una división que ha persistido hasta ahora.

Roma y Constantinopla se alejaron entre sí y, posteriormente al ser la ciudad del Bósforo ocupada en el siglo XV, dicha prelatura de la Iglesia Oriental se desplazó a los países balcánicos y eslavos, dando paso a la Iglesia Ortodoxa con unos Patriarcas, un calendario y un santoral diferentes al católico romano.

Los cristianos de a pié estamos locos porque llegue la unión de las dos Iglesias y que nos entendamos mucho mejor, especialmente nos duelen los millones de cristianos perseguidos por su fe en la zona del cercano oriente.

En el año 1965 se anularon las excomuniones. Así mismo, a lo largo de la historia se ha ido propagando por todo el mundo el culto católico oriental, lleno de simbología y con una liturgia barroca. En Málaga, en la Iglesia de Nª Señora del Pilar en Ciudad Jardín se celebran cultos católicos y ortodoxos todas las semanas.

La buena noticia de esta semana, una vez más nos la proporciona el Papa Francisco. En su viaje a Hispanoamérica, camino de Méjico, ha realizado una escala en Cuba –al final vamos a tener que canonizar a los Castros- y se ha encontrado con el Patriarca de la Iglesia Ortodoxa Kiril. El periódico la Vanguardia comenta el encuentro diciendo: “Finalmente. Está claro que esto es la voluntad de Dios”, han sido las primeras palabras del Papa al encontrarse con el Patriarca Kiril, según los periodistas allí presentes. “Ahora las cosas serán más fáciles”, respondió el Patriarca ruso. También se pudo escuchar que se trataron de “hermano” mutuamente”.

En otro párrafo recoge: “Hablamos de nuestras iglesias. Coincidimos en que la unidad se hace caminando”, apuntó Francisco tras estar reunido con Kiril. Éste, por su parte, afirmó que el histórico día le ha permitido “entender y sentir” la posición del otro. “Los resultados de la conversación permiten asegurar que actualmente las dos iglesias pueden cooperar defendiendo a los cristianos de todo el mundo”, opina Kiril”.

 En estos tiempos en que los cristianos somos perseguidos como nunca, en Siria, en los países con gobiernos musulmanes de África y Asia, estimo que tenemos que estar más unidos y dejarnos de divisiones de cualquier tipo y procurar seguir el estilo de vida de Jesús que recogen los evangelios. Lo demás es viruta de Puertollano.

alternativa

 

 

Cuaresma

10 f, 16

El segmento de plata

Por Manuel Montes Cleries m.montescleries@telefonica.net

Málaga 11 de febrero de 2016

Cuaresma

.

El martes pasado entré en un templo malagueño a última hora de la tarde. Entre una nube de incienso, pude observar como un grupo de cofrades realizaban un Vía-Crucis recorriendo las distintas estaciones. Un par de turistas, que andaban por allí, observaban con asombro el desarrollo del mismo. Inmediatamente me di cuenta. Se acercaba la Cuaresma.

 

Como cada año me planteo como aprovechar estos días de ayuno y reflexión de una manera positiva. Pienso que tenemos que huir del sacrificio por sacrificio. He podido descubrir que la penitencia es mucho más eficaz cuando se orienta de una forma adecuada para que sirva para la comunidad.

 

Afortunadamente ha llegado a mis manos una reflexión del Papa Francisco sobre este tema OJO NOTA IMPORTANTE. Me indica quien conoce este tema a fondo que dicha reflexión no es del Papa, pero merecía serlo (añado yo), “se non è vero é ben trovato”. Supongo que ustedes la conocerán, pero por si no han podido acceder a ella, les extracto los puntos principales. El método se basa en dos grandes apartados: Actos de caridad y el mejor ayuno.

 

Actos de caridad.- Sonreír a todos, dar las gracias (aunque no debas hacerlo), decir a los demás cuanto les amas, saludar con alegría a esas personas a las que ves a diario, detenerte para ayudar al que lo necesite, levantar los ánimos a quien lo precise, celebrar los éxitos del otro, regalar algo de lo tuyo, corregir con caridad y claridad, tener detalles con los que te rodean, ayudar en las faenas caseras, ayudar a los demás a superar obstáculos y llamar por teléfono a los tuyos con regularidad.

 

El mejor ayuno.- Ayuna de críticas, palabras hirientes, descontentos, enojos, pesimismo, preocupaciones, quejas, tristezas, amarguras, egoísmo, falta de perdón, palabrería vacía, etc. y llénate de palabras bondadosas, gratitud, mansedumbre, paciencia, esperanza, optimismo, confianza en Dios, las cosas sencillas de la vida, oración, alegría en tu corazón, compasión, misericordia, perdón, silencio propio y escucha de los demás, etc.

 

Termina diciendo: Si todos intentamos este ayuno, lo cotidiano se llenara de PAZ, CONFIANZA, ALEGRÍA Y VIDA.

 

    Añado una frase del Papa Francisco (esta la acabo de escuchar por la radio, cierta, cierta, con motivo del miércoles de ceniza. Tenemos que “meter la mano en el bolsillo en esta Cuaresma”. El mejor sacrificio es compartir lo que somos y lo que tenemos.

 

q francisco I

Calor y café

7 f, 16

 

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                    LA  BUENA NOTICIA DE MANUEL MONTES CLERIES

m.montescleries@telefonica.net

                                                                     Málaga 8 de febrero de 2016

CALOR Y CAFÉ

Hace unos años me hice eco de la apertura de un templo madrileño durante toda la noche, con el fin de acoger a los sin techo que pasaban las madrugadas a la intemperie o refugiados entre cartones o en cajeros bancarios. La idea ha cundido por toda España. Cuando he investigado en Internet he podido comprobar que en muchas ciudades españolas se han abierto centros similares. Esta semana se nos ha presentado en rueda de prensa el proyecto calor y café patrocinado por Cáritas y con la colaboración de diversas entidades y la aportación económica de cuantos quieran colaborar a través de la cuenta bancaria ES5121030150970030014152.

Este  centro malagueño será dedicado a las personas que duermen en la calle. Actualmente lo hacen 106 sin-techo.  Se les va a ofrecer un lugar donde resguardarse, descansar, tomar algún alimento caliente, darse una ducha, etc. Además pueden empadronarse en ese domicilio a efectos de comunicaciones, búsqueda de empleo, etc. El tiempo de permanencia será flexible en función de las necesidades del usuario.

Esta buenísima noticia, una vez más, esta propiciada por la suplencia de instalaciones necesarias, en aras de la dignidad y la justicia, que tiene que realizar Cáritas. Esperamos que ninguna entidad o particulares les parezca mal la idea. Hay de todo. Pero esta atención a “los pobres de los pobres”, concepto que me ha impactado, es tan necesaria como de agradecer. Los políticos van por otros derroteros.

libertad

 

 

El segmento de plata

Por Manuel Montes Cleries m.montescleries@telefonica.net

Málaga 4 de febrero de 2016

Hemos aprendido mucho de ti.

.

Con esta frase despedía Mónica Naranjo, artista invitada del “Hormiguero” a un guitarrista y cantante especial que había intervenido en el programa. Se trataba de Mark Johnson, un intérprete peculiar.  Su diferencia consiste en que nació sin brazos y toca la guitarra, conduce, utiliza el monedero y el teléfono móvil o cambia los pañales de sus hijos con los pies.

 

Algunos que presumimos de tener ambos brazos, ni los utilizamos, ni los sabemos utilizar. Nos dedicamos a pavonearnos de nuestros logros y a quejarnos de lo mal que va todo cuanto vemos pasar por delante sin “rompernos ni mancharnos”. Estoy cansado de reunirme con personas del “segmento de plata” y dedicar nuestro tiempo a pasar revista de los “muertos y heridos” de nuestro entorno, a añorar el pasado y a pasar revista a nuestras enfermedades ciertas o inventadas que superan en calidad y en cantidad a la del prójimo que nos aguanta.

 

En mi actividad diaria de comunicador en contacto con la gente realmente “distinta” contemplo como superan sus dificultades aquellos que realmente no tienen más remedio que hacerlo para subsistir, mientras gente tan “petarda” como yo mismo nos hundimos en la depresión, la queja y el recurso a los fármacos, antes que afrontar la realidad de nuestra vida y dar gracias a Dios por lo que tenemos, que es mucho, en lugar de quejarnos de lo más mínimo que nos contraría.

 

Tengo que aprender mucho de los guitarristas sin brazos, de los paralíticos cerebrales locutores, de los invidentes deportistas o de los mayores alegres y con futuro.

 

Al final, quién menos nos esperamos nos da ejemplo de cómo ser felices en la aceptación de nuestras peculiaridades y nuestro día a día. Mark Jhonson, el guitarrista sin manos me ha emocionado. He aprendido mucho de él.